Corporación estatutaria: definición, características, ventajas, desventajas

Corporación estatutaria: definición, características, ventajas, desventajas

Corporación estatutaria (o Corporación pública) se refiere a aquellas organizaciones que están constituidas en virtud de leyes especiales del Parlamento/Asambleas legislativas estatales.

Su modelo de gestión, sus poderes y funciones, el área de actividad, las normas y reglamentos para sus empleados y su relación con los departamentos gubernamentales, etc., se especifican en la ley correspondiente.

Por ejemplo, Banco central o estatal de cualquier país. suele ser una corporación estatutaria.

Características de las corporaciones estatutarias

Las principales características de las Sociedades Anónimas son las siguientes:

  • Está incorporado en virtud de una ley particular del Parlamento o de la Asamblea Legislativa estatal.
  • Es un organismo autónomo y está libre de control gubernamental respecto de su gestión interna. Sin embargo, es responsable ante el parlamento y la legislatura estatal.
  • Tiene existencia jurídica separada. El gobierno aporta íntegramente su capital.
  • Es administrado por el Directorio, el cual está compuesto por personas capacitadas y con experiencia en la gestión empresarial. Los miembros de la junta directiva son nombrados por el gobierno.
  • Se supone que es autosuficiente en materia financiera. Sin embargo, en caso de necesidad, puede solicitar un préstamo y/o solicitar asistencia del gobierno.
  • Los empleados de estas empresas son contratados según sus necesidades siguiendo los términos y condiciones de contratación decididos por la junta.

Ventajas de las corporaciones estatutarias

Ventajas de las corporaciones estatutarias

La Corporación Estatutaria, como forma de organización de las empresas públicas, tiene ciertas ventajas que se pueden resumir en las siguientes:

  1. Gestión experta

Tiene las ventajas tanto del emprendimiento departamental como del privado. Estas empresas se administran según principios comerciales bajo la dirección de directores expertos y experimentados.

  1. Autonomía interna

El gobierno no tiene ninguna interferencia directa en la gestión diaria de estas corporaciones. Las decisiones se pueden tomar rápidamente y sin ningún obstáculo.

  1. Responsable ante el Parlamento

Las organizaciones estatutarias son responsables y sus actividades son seguidas por la prensa y el público. Como tales, deben mantener un alto nivel de eficiencia y responsabilidad.

  1. Flexibilidad

Al ser independientes en materia de gestión y finanzas, gozan de una adecuada flexibilidad en su funcionamiento.

Esto ayuda a garantizar un buen desempeño y resultados operativos.

  1. Promoción de los intereses nacionales

Las corporaciones estatutarias protegen y promueven los intereses nacionales. El gobierno está autorizado a dar instrucciones políticas a las corporaciones estatutarias conforme a las disposiciones de las leyes que las rigen.

  1. Fácil de recaudar fondos

Al ser organismos estatutarios de propiedad estatal, pueden obtener fácilmente los fondos necesarios mediante la emisión de bonos, etc.

Limitaciones o desventajas de las corporaciones estatutarias

Habiendo estudiado los méritos de las corporaciones estatutarias, ahora podemos considerar también sus limitaciones.

Desventajas de las corporaciones estatutarias

En las corporaciones estatutarias se observan las siguientes limitaciones.

  1. Interferencia del gobierno

La mayor ventaja de una sociedad anónima es, de hecho, su independencia y flexibilidad, pero esto sólo se encuentra en el papel. En realidad, existe una excesiva interferencia gubernamental en la mayoría de los asuntos.

  1. Rigidez

Sólo el parlamento puede modificar sus actividades y derechos. Esto resulta en varios impedimentos en los negocios de las corporaciones para responder a las condiciones cambiantes y tomar decisiones.

  1. Ignorar el enfoque comercial

Las corporaciones estatutarias suelen enfrentarse a una competencia poco competitiva y carecen de motivación para un buen desempeño. Por tanto, sufren de ignorancia de los principios comerciales en la gestión de sus asuntos.